Cabinas de Rayos UVA, todo lo que debes saber sobre ellas

hombre en la playa

Si todavía no has tenido tiempo de pegarte una escapada a la playa, seguramente que te estás pensando la idea de decantarte por las Cabinas de Rayos UVA.

Y es que cuando tenemos la piel blanca, si no se dispone de tiempo para ir a tomar el sol a la playa o a la piscina, se suele optar por acudir a las Cabinas de Rayos UVA y así, poco a poco, ir cogiendo un poco de tono bronceado. Y, aunque si bien es cierto que el cuidado del cuerpo está a la orden del día, hay que conocer lo que le estamos haciendo a nuestro organismo.

Por eso hoy os voy a hablar de lo que debéis tener en cuenta a la hora de conseguir el deseado tono bronceado.

Qué debes tener en cuenta al usar las Cabinas de Rayos UVA

Mientras más cerca está el mes de Julio y Agosto, más nervioso te vas poniendo, porque todavía no has tenido tiempo de broncearte. Es por eso que decides apostar por las Cabinas de Rayos UVA que te ofrecen la posibilidad de que luzcas el tono de piel que deseas en un corto periodo de tiempo y a las horas que vayan mejor.Cabinas de Rayos UVA, todo lo que debes saber sobre ellas

Pero, antes de comenzar a tomar Rayos UVA debes tener en cuenta que cada tipo de piel es diferente y que las sesiones que le han ido bien a tu compañero es posible que a ti te chamusquen…

A parte, es imprescindible que elijas Cabinas de Rayos UVA de confianza y en donde haya personal experto que te aconseje y te ayude a saber cuantas sesiones y cuanto tiempo son oportunos para tu tipo de piel.

También hay algunos inconvenientes que debes de conocer. Por ejemplo, si te acabas de hacer un tatuaje, ni se te ocurra hacerte Rayos UVA, y tampoco si te has depilado hace poco…

Otra cosa que no es para nada recomendable y que hace mucha gente, es alternar las sesiones de Rayos UVA con tomar el sol en la playa o en la piscina. Hay quien piensa que mientras más exponga su piel, más rápido se bronceará, pero no piensa en que la exposición al sol o los rayos UVA hay que regularla para no tener que sufrir algún disgusto.hombre tomando un bronceado en cabina rayos UVA

Otro gran problema que conllevan las Cabinas de Rayos UVA es el uso excesivo de estas. Jamás conviertas esto en un acto habitual. Tu piel deberá descansar para que no desarrolles ningún tipo de melanoma o un posterior cáncer de piel. Está bien que tomes rayos UVA pero no te pases. Además te puedes llegar a convertir en un auténtico adicto al bronceado.

Pero no todo es malo, las Cabinas de Rayos UVA, si se usan con conocimiento de causa, también tienen sus beneficios. Hay muchas personas que tienen problemas en la piel y su uso es aconsejable. Tanto si padeces de Dermatitis, psoriasis, linfomas cutáneos, u otro trastorno en la piel, es muy posible que tu dermatólogo te recomiende usar este tipo de cabinas. Pero eso sí, deberás tener muy en cuenta la cantidad de esposiciones que te aconseja y el tiempo que deben durar.

Hay zonas del cuerpo que son más sensibles a los Rayos UVA que otras, como es el caso de la cara, los ojos o los genitales.  Para los ojos, hay unas gafas especiales para proteger esa zona. Los genitales, es mejor taparlos, bien con una toalla o con un slip, como te sientas más cómodo.

Pero, ante todo, lo primordial es que las cabinas tengan una correcta higiene, un mantenimiento adecuados, para que tu piel no se la juegue con otro tipo de problemas.

 

Escribir un comentario