Buen jefe, cómo actuar para serlo

Buen jefe, cómo actuar para serlo

Es muy normal que cuando se trabaja desde hace años en una empresa, se aspire a tener algún ascenso, ya que, por lo general, se busca ir mejorando la situación económica, además de mejorar en el puesto. Pero al demandar un ascenso, antes de nada te debes preguntar si realmente estás listo para afrontar las responsabilidades que conlleva ser un buen jefe.

Hoy te voy a dar unas claves para que puedas pedir ese ascenso que tanto deseas.

Cómo ser un buen jefetrabajar en equipo

1- Trabajar en equipo – Aunque da la sensación a priori de que es muy fácil, lo cierto es que trabajar en equipo es mucho más complicado de lo que crees. Y es que tanto para llevar un orden, como para una buena organización en las tareas, deberás comenzar teniendo muy claro tus tiempos de trabajo como la parte que te corresponde y deberás dedicarte al 100% las áreas que tengas que cubrir. y cuando presentes el proyecto, recuerda estas palabras: “Nosotros hicimos”, nunca digas “yo hice”.

2- Alabar a quien lo merezca – ser un jefe no significa que tengas que lucirte todo el tiempo, porque ser un buen líder va a implicar que el hecho de que te feliciten por tu trabajo implicará que debas dar el crédito real a quien lo merezca de tu equipo de trabajo. El reconocimiento a un miembro de tu equipo va a llevarte a un reconocimiento tuyo, porque significará que has sabido guiarlos muy bien. Y también lo contrario, si regañan a alguien del equipo, también te están regañando a ti…

Buen jefe, cómo actuar para serlo

3- Sé fuente de inspiración – Hay  muchas personas que tienen una  mala concepción de ser un buen jefe, y creen que mientras más gritan o critican el trabajo de los demás, quiere decir que son muy exigentes. Y esto no es así, por lo que antes de criticar o regañar, intenta aportar algo, asegurándote que tu comentario realmente es útil.

4- Ayuda al crecimiento personal de tus empleados – Este es uno de los puntos más importantes, porque si tu equipo se siente a gusto con el trabajo que desempeña, lo hará más motivado y más a gusto. Pero si solamente utilizas a tus empleados para que hagan el trabajo que a ti no te gusta y encima truncas su crecimiento en el trabajo, seguramente comenzarás a notar como se van despidiendo y ese costo será muy elevado.

5- Habla educadamente y no abuses – Si hay tareas que sepas que las puedas hacer tú, pues hazlas, porque para que tus empleados trabajen como a ti te gustaría, eres tú el que debe dar ejemplo. Pide las cosas por favor, no abuses de tu puesto, de ese manera te ganarás su respeto.

6- Hazte responsable si algo no sale bien – Mientras más personas tengas a tu cargo, más responsabilidades vas a tener. No hay nada que te haga perder más credibilidad que, sabiendo que tú tienes la culpa, dejar caer la responsabilidad hacia otra u otras personas.

7- Sirve de guía – Un buen jefe deberá compartir su experiencia con quien necesite de su ayuda, pero si solo te limitas a mandar y a criticar, nadie aprenderá nada bueno.

8- Toma las decisiones adecuadas – Este último punto va a implicar que estés muy seguro de lo que haces, y es por eso que deberás implicarte a fondo en todos los proyectos que se realicen en tu oficina. Pero si te limitas a depender de las decisiones de los demás para tomar decisiones, por miedo a que te rechacen, entonces ya te aseguro que estarás muy lejos de ser un buen jefe.

 

Te puede interesar

Escribir un comentario